El embarazo de riesgo

Está demostrado que a partir de una determinada edad, como puede ser rondar los 35 años, las posibilidades de que una mujer se quede embarazada van disminuyendo. Cuánto más mayor es la mujer, existe un mayor riesgo de abortar de manera natural, ya que el útero no está igual a los 20 que a los 40 años, pero ésto no significa que no pueda haber un embarazo.

Ante todo, un embarazo llamado de riesgo, puede ocurrir a cualquier edad, ya que no sólo depende de los años de la madre, si no de otras muchas circunstancias que le rodean. Además, sólo un 1% de las parejas son estériles, por lo que un 99% puede tener hijos, con mayor o menor probabilidad de éxito.

Si depues de intentarlo varias veces resulta que no consigues quedarte embarazada, lo primero que se tiene que hacer es controlar los días fértiles de tu ciclo para así controlar la ovulación y tener más garantías de éxito.

Además, es muy aconsejable controlar la alimentación y eliminar sustancias nocivas que puedas meter en tu cuerpo por medio del tabaco, del alcohol, de alimentos no muy sanos, estrés, etc.Por otra parte, si se mantiene un cuerpo en forma, las probabilidades de quedarse embarazada aumentan, por lo que no está de más hacer ejercicio físico de vez en cuando.

Después de esto, si no has conseguido el deseado embarazo, es hora de ir a tu ginecólogo y hacerse un chequeo para ver dónde está el fallo. Este tipo de chequeos incluyen desde análisis de sangre hasta pruebas para comprobar si es un problema de tiroides (mediante un monitor), pasando por comprobar la tensión hasta las vacunas. En lo referente a las vacunas, es importante saber que las llevas al día ya que, si, por ejemplo a alguna mujer le ponen la vacuna de la rubeola, hasta pasados 3 meses no podría quedarse embarazada. En depende qué casos, también se pueden hacer la prueba del virus VIH y de la hepatitis B, como una prueba de inmunidad a la toxoplasmosis.

Después de un chequeo y asesoramiento médico, sabrás qué es lo que tienes que hacer para poder quedarte embarazada. Por lo tanto, no hay que desanimarse si a partir de los 35 no hay éxito a la primera, ya que no significa que seas infertil.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies