Los poderes del agua con miel para el cuerpo humano

La miel es rica en propiedades sumamente benéficas para la salud, y el agua es esencial para nuestra supervivencia. Así, la unión de ambos resulta en una bebida ideal para beneficiar nuestro organismo.

Agua

El consumo de agua es obligatorio, ¿verdad? Pero lo que mucha gente no sabe es que puede traer muchos beneficios al cuerpo, como la eliminación de la retención de líquidos, entre muchas otras cosas. Lo recomendado es consumir mucha agua, pues sólo así el cuerpo puede ejecutar de forma eficaz y satisfactoria todas sus funciones. Hay muchas personas, sin embargo, que no pueden unirse al hábito de consumir agua. Por eso, se han creado muchas adaptaciones, como agua con frutas, por ejemplo, y en este caso, el agua con miel.

Miel

Además de un sabor dulce bastante agradable, la miel es rica en nutrientes y es usada desde tiempos muy antiguos en la preparación de una inmensa diversidad de medicamentos caseros. Uno de los remedios caseros que puede ser hecho con miel es de lo más simple: sólo tenemos que mezclar una cucharada de miel con un vaso de agua.

El consumo diario de agua con miel aporta numerosos beneficios a la salud. Por ejemplo:

La inflamación abdominal y los gases son mucho más comunes de lo que pensamos, y normalmente esto se debe a la acidez del organismo, originada por la mala alimentación. Una cucharada de miel diluida en agua ayuda a acabar con este problema.

Mezclar agua con miel

Mezclar agua con miel

Además, también ayuda a fortalecer el sistema inmunológico, actuando contra los problemas respiratorios, entre muchos otros, como las infecciones desarrolladas debido a la presencia de microorganismos. Esto porque la miel contiene vitaminas, minerales y enzimas que ayudan a eliminar las bacterias sin que ello afecte a la flora intestinal. Además actúa como un excelente antibiótico natural, concentrando antioxidantes que son eficaces en el combate a los radicales libres.

La mezcla ayuda a eliminar los residuos acumulados en el organismo, actuando como un excelente desintoxicante. Si se agrega un poco de jugo de limón, los efectos serán aún mejores, ayudando incluso a impulsar la salud del tracto urinario.

Para aquellos que quieren perder peso, la mezcla también es una buena opción. A pesar del sabor agridulce que hace que muchos piensen que no es un buen alimento en la lucha contra la pérdida de peso, la miel es una fuente saludable de calorías. Toma un vaso de agua con un poco de miel para disminuir la necesidad de azúcar, y con esta reducción, es posible perder peso aún más rápido.

La miel también es una excelente fuente de energía natural, mejorando no sólo el rendimiento físico, sino también el mental. La bebida es hidratante, aporta energía sin causar efectos secundarios por ser una fuente natural de azúcares y carbohidratos.

También actúa como una excelente medicina natural para combatir las bacterias que causan el dolor y las infecciones de la garganta, ya que es un antibiótico natural. Ayuda a prevenir problemas cardíacos, actuando de forma muy positiva en el sistema cardiovascular. Además de prevenir la oxidación del colesterol malo en las arterias, previniendo la obstrucción.

Reply

  • Responsable: Octavio Ortega Esteban
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: Octavio[arroba]kerchak.com