¿Para que sirve el té de hierba limón?

La hierba limón rinde un té delicioso que gusta a muchos paladares; tanto, que algunas personas lo utilizan para dar sabor a pasteles y helados, sin hablar de su aroma agradable, que se utiliza en aceites, esencias, inciensos, hidratantes corporales y perfumes.

Beneficios del té de hierba limón

El té de hierba limón tiene poder antibacteriano, sedante, diurético, antiespasmódico, analgésico, expectorante, antidepresivo, digestivo, desinfectante y es un excelente repelente de insectos.

Su consumo está indicado para mejorar la digestión, gases, retención de líquidos, dolor muscular, insomnio, irritación, dolor de cabeza, fiebre, tos, presión alta, dolores menstruales y diarrea. Además, ayuda a atenuar las cicatrices del acné y a controlar la grasa. A continuación, te hablamos más sobre algunos de sus principales beneficios:

Combate el insomnio: el té de hierba limón tiene un efecto sedante e hipnótico, ayudando a relajar los músculos y nervios y proporcionando una noche de sueño de más calidad.

Bueno para la piel: si se utiliza como un tónico, el té de hierba limón es un excelente agente de limpieza para la piel grasa y con tendencia al acné debido a sus propiedades astringentes y antisépticas.

Cuidado con los pies: debido a sus propiedades antibacterianas y desinfectantes, el té de hierba limón puede ser añadido al agua para hacer inmersión de los pies, ayudando a combatir los malos olores.

Revitalización total: en aromaterapia, el té de hierba limón es reconocido por sus efectos como revitalizador del cuerpo y la mente, además de estimular la circulación.

Poder diurético: ayuda a desintoxicar el organismo como consecuencia de sus propiedades diuréticas, que estimulan la eliminación de líquidos acumulados.

Retención de líquidos: quien sufre de retención de líquidos encuentra un buen aliado en la hierba limón; ya que estimula los ganglios linfáticos y ayuda a reducir la inflamación.

Contra la obesidad: Así mismo, previene la acumulación de grasa abdominal y promueve el uso de la energía almacenada, evitando el aumento de peso y combatiendo la obesidad.

Contraindicación

El té de hierba limón es contraindicado para personas que sufren de gastritis, acidez estomacal y úlceras. Las mujeres embarazadas y en período de lactancia deben consultar a sus médicos antes de consumir. Su efecto sedante puede ser mejorado con medicamentos para el mismo fin o para bajar la presión. Si lo utilizas en la piel, recuerde lavar antes de exponerse al sol, para evitar quemaduras y manchas.

Formas de consumo

Se puede tomar el té de hierba limón caliente o helado. Al hacer el té, evita hervir las hojas para no comprometer sus propiedades. Coloca las hojas picadas en agua caliente, tapa, reserva y deja listo para el consumo.

También es posible hacer cataplasma con las hojas y aplicar sobre las juntas con artritis o dolores musculares. Para hacer el cataplasma, se puede utilizar las hojas frescas o secas.

Las hojas frescas pueden ser picadas y hervidas (½ taza de hierba para 1 taza de agua) por 2 minutos. Coloca las hojas en un paño fino y aplica sobre la región durante 1 hora, como mínimo.

Las hojas secas pueden ser trituradas hasta llegar a la consistencia de polvo; si haces esto, añade un poco de agua caliente, lo suficiente para hacer una pasta, y aplica de la misma forma.

 

Reply

  • Responsable: Octavio Ortega Esteban
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: Octavio[arroba]kerchak.com