no comments

Zanahoria: Remedios naturales con zanahoria

La zanahoria es un vegetal bastante rico en vitaminas, entre las que destacan la vitamina B, la C y la A. La zanahoria contiene, así mismo, de 3% a 7% de azúcares directamente asimilables (levulosa y dextrosa), es abundante en sales minerales y oligoelementos, como hierro, fósforo, calcio, sodio, potasio y magnesio, entre otros nutrientes.

Propiedades curativas

Útil en enfermedades respiratorias, tales como asma y bronquitis, también aumenta la capacidad visual. Así mismo, la zanahoria aumenta el número de células rojas de la sangre y el índice de hemoglobina; ejerciendo una acción estimulante sobre las funciones del hígado, de donde viene su fama para mejorar la apariencia de la piel (arrugas) y como defensora del sistema inmunológico.

También es eficaz en casos de problemas en la infancia, como la diarrea, inapetencia y los intestinos delicados.

Pero no sólo esto, ya que la zanahoria también puede ser aplicada sobre forúnculos, heridas, úlceras, quemaduras y herpes, para acelerar el tiempo de curación.

Remedios populares con zanahorias

Remedio para la visión: tomar medio vaso de jugo de zanahoria. Para ello, lava y pela dos zanahorias de tamaño regular y licúalas junto con un vaso de agua. Con el fin de conseguir una mayor eficiencia, te sugerimos tomar este jugo por la mañana; aunque también puedes hacerlo a cualquier hora del día.

Remedio para combatir la bronquitis o tos: preparar un cocimiento de 200 gramos de la pulpa de la raíz de la zanahoria en medio litro de agua, hasta que el agua se vuelva viscosa, y tomar con leche y miel o azúcar.

Remedio para la diarrea infantil: preparar una sopa con medio kilo de zanahorias cuidadosamente raspadas y cortadas en trozos. Hervir en un litro de agua hasta que estén bien cocidas y pasar por una plancha de verduras. Agregar el agua hervida hasta obtener un litro de sopa, y aliñar con una cucharada de sal marina. Esta sopa debe ser conservada en un lugar fresco y debe ser consumida en 24 horas. La parte líquida de la sopa puede ser administrada en una botella y el resto a través de la cuchara. Progresivamente, deberemos de reducir el consumo de este remedio (de acuerdo con la mejora de la persona afectada), en cinco o seis días, la cantidad de zanahorias deberá de pasar de 500 a 100 gramos por litro de agua.

Remedio para la inapetencia: preparar infusiones de semillas de zanahoria en dosis de una cucharada de té por taza de agua hirviendo. Para ello, sólo necesitamos colocar dos o tres cucharadas de semillas de zanahoria, esperar a que hierva y beber (si lo deseamos podemos endulzar con miel).

Remedio para los forúnculos, quemaduras y herpes: aplicar cataplasmas de hojas frescas trinchadas o de zanahoria cruda rallada.

Remedio contra las arrugas con zanahorias: tomar en días alternos jugo de zanahoria para conseguir flexibilidad para la epidermis del rostro y del cuello, esta bebida ayudará, adempas, contra la formación de arrugas.

Precauciones

Las personas con diabetes no deben consumirla, ya que la zanahoria contiene una gran cantidad de azúcar.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies